Mataron a funcionario penitenciario mientras dio la espalda a sus enemigos

Mientras dio la espalda, dos delincuentes aún sin precisar sus características físicas asesinaron a balazos a un funcionario del servicio penitenciario, quien hace 15 días se había graduado en la Universidad Nacional Experimental de la Seguridad, UNES, cuyo hecho de sangre tuvo como escenario el callejón 1ro de Mayo del sector del mismo nombre en San Vicente, al oeste de la ciudad de Maracay, municipio Girardot.

También te puede interesar:Interpol capturó en Colombia al homicida del constituyente Tomás Lucena

Militares tomaron la zona de 1ro. de Mayo mientras los expertos del Cicpc realizaban la planimetría del suceso

De acuerdo a la versión de los vecinos, el crimen ocurrió a eso de las 7:30 de la noche del martes, y la víctima de ese acto criminal respondía al nombre de Eduardo José Berto Molde, de 31 años de edad, padre de una niña de unos 10 años, conocido cariñosamente como “Niño”.

Se informó que el ciudadano acababa de llegar a su residencia, donde compartió unos minutos con su compañera sentimental e hija, despojándose luego de la vestimenta que vestía para ese momento, colocándose luego una ligera.

Un poco más tarde se presentaron dos hombres, posiblemente en una motocicleta o sino en un vehículo del cual no se pudo obtener más detalles. Uno de los extraños visitantes lo saludó con un trato amable: “!Epa, Niño! ¿Cómo está la va… en este país?”, dijo.

Seguidamente entre ambos hombres se estrecharon fuertemente la mano y la segunda persona, simplemente observaba el escenario como buscando un sitio por donde huir si se presentaban las comisiones policiales.

Posteriormente, el interlocutor preguntó: “Niño, ¿cómo podremos cuadrar un par de bombonas, ya que estoy sin gas?”. Tras unos segundos de pausa, el funcionario respondió: “Tranquilo, yo te cuadro las bombonas. Por eso no hay problema”.

Al dar la espalda para dirigirse a la parte interna de la vivienda, propiedad de la madre de la víctima, con la intención de buscar los cilindros, se escucharon ráfagas de disparos.

Todos los proyectiles hicieron blanco a nivel de la espalda, y el cuerpo del universitario quedó tendido en la capa asfáltica, en plena vía pública y sus pies sobre la acera en medio de un charco de sangre.

En unos instantes, los homicidas se burlaron del muerto e incluso de los familiares, quienes se mostraron impotentes ante la presencia de dos potenciales criminales.

La esposa lloraba desconsoladamente ante los hechos ocurridos frente a la casa de sus suegros

Se indicó que los vecinos cubrieron el cuerpo con una sábana, pero poco después regresaron a la escena del crimen los delincuentes, quienes le destaparon el rostro y con un celular tomaron las respectivas fotografías. Se presume que se las enviaron a una persona en particular.

Antes de emprender la huida, los malvivientes dejaron un escrito, donde se expresaba la siguiente frase: “Eso le pasó por ser sapo”. Luego huyeron del lugar, mientras que el cadáver yacía en ese callejón.

Como la zona es de extrema peligrosidad, las comisiones no se dirigieron a ese lugar sino en la mañana de ayer, cuando la zona fue tomada militar y policialmente, pudiendo así los funcionarios de Criminalística y Laboratorio iniciar las averiguaciones de rigor, con la intención de identificar a los sospechosos.

Vale indicar que horas antes del homicidio, exactamente en horas del mediodía del martes, comisiones del Cicpc, adscritas a la Subdelegación del sector 8 de Caña de Azúcar, presuntamente abatieron en esa comunidad a un supuesto delincuente vinculado con varios robos de posadas en la población de Ocumare de la Costa, principalmente las ubicadas en el sector El Playón.

El sospechoso, perteneciente a la banda de “El Marquito”, respondía al nombre de Renzo Yonaiker Peñaloza Arriechi, y en el sitio se ubicó un arma de fuego y demás evidencias que serán analizadas en los laboratorios del Cicpc.

Se resalta que comisiones mixtas peinan a San Vicente tras la captura de los implicados en la muerte de Berto. Por su parte, los familiares no ofrecieron declaraciones a los periodistas de sucesos.

LUIS ANTONIO QUINTERO | elsiglo
fotos | RAFAEL SALGUERO

Loading...