Escasez de medicinas se agudiza cada día más

Loading...
La falta de medicamentos es una realidad que afecta a muchos ciudadanos, especialmente a quienes padecen enfermedades crónicas como las renales, oncológicas o hipertensivas, situación que se agudiza cada día más.
Las farmacias se encuentran vacías

En un recorrido realizado por el equipo de prensa del diario elsiglo por algunas farmacias del municipio Girardot y Mario Briceño Iragorry, se pudo evidenciar la carencia generalizada de fármacos, que según cifras extraoficiales se ubica en 90% de escasez.

Sobre el tema, Raizely Suárez, encargada de una drogería, aseguró que las farmacias no cuentan con medicamentos suficientes desde hace dos años, lo que a su juicio ha ocasionado daño en la salud de la población; “estamos trabajando con puros productos importados, los cuales son costosos y a las personas se les dificultad comprarlos”, sostuvo.

Agrego Suárez que los más buscados son los tratamientos de hipertensión como el Losartan y Enalapril, las insulinas para los diabéticos, así como los antibióticos; “los costos pueden ser hasta el doble”, indicó.

Esto lo reafirmó Omar Oliveiro, encargado de una botica de La Candelaria, municipio Mario Briceño Iragorry, quien señaló que la escasez de medicinas se ubica en 90%.

Ratificó Olivero que los fármacos más buscados son los relacionados con la hipertensión, diabetes y antibióticos; “no se encuentran insulinas ni inyectadoras”, afirmó, destacando que en el caso de insumos, una inyectadora puede llegar a costar hasta 40 mil bolívares.

HABLAN LOS PACIENTES

Los más afectados por la falta de medicina son aquellas personas que diariamente deben seguir rigurosamente un tratamiento o tienen que someterse a una intervención quirúrgica.

Este es el caso de Arus Pérez, quien va ser intervenida de la vesícula en los próximos días, y debe llevar todos los materiales quirúrgicos; hasta la bata del galeno.

Pérez aseguró que ha tenido que recorrer varias farmacias para poder conseguir todos los materiales que le solicitan. Señaló que le piden 10 inyectadoras de 20 cc y cada una tiene un costo de 60 bolívares.

Lea también: Las caraotas negras siguen ausentes de los anaqueles

Por su parte, Yusmery Pérez afirmó que le resultó imposible comprarle a su padre anticonvulsivos, a pesar de haber visitado múltiples farmacias durante varios días, por lo que se vio en la necesidad de utilizar un “tercero” para poder adquirirlos.

Lamentó que cada día empeora la escasez de medicamentos, por lo que expresó su preocupación por las personas que deben seguir rigurosamente los tratamientos médicos.

ZULEIKA ROSALES | elsiglo
foto | DENYS SÁNCHEZ
elsiglo, elsiglotv, elsiglocomve

Loading...