50 Cent amasa fortuna en bitcoins tras aceptarlos como medio de pago

El rapero y empresario 50 Cent ha amasado una fortuna de unos 8 millones de dólares en bitcoines cuatro años después aceptar esa moneda virtual como medio de pago para comprar su álbum “Animal Ambition”, informaron el jueves medios especializados.

Curtis Jackson, su nombre real, fue uno de los primeros músicos en apostar para su trabajo por la criptomoneda, que en 2014 cotizaba a unos 662 dólares, pero aparentemente no hizo un seguimiento de sus ganancias hasta hace poco, de acuerdo con el portal TMZ.

Los fans de 50 Cent compraron su álbum por una fracción de la criptomoneda y se estima que el artista reunió en torno a 700 bitcoines, el equivalente a unos 400.000 dólares, gracias a ese medio de pago.

Desde entonces, el valor del bitcóin se ha disparado y, aunque recientemente ha caído a cerca de 11.000 dólares, su fortuna correspondiente oscilaría hoy entre los 7 y los 8,5 millones de dólares.

“No está mal para un chico de South Side, estoy orgulloso de mí mismo”, dijo refiriéndose a esa noticia en su cuenta de Instagram el también actor, quien aprovechó para promocionar la cinta “Den of Thieves”, sobre el atraco a un banco, de la que es protagonista.

En un comentario que más tarde borró, 50 Cent añadió: “Voy a ser sincero, se me olvidó que hice esa mierda (carcajada)”, y después compartió una imagen de bitcoines con el mensaje “todo el dinero es buen dinero por aquí”.

El rapero ha logrado reunir esa volátil fortuna después de declararse en bancarrota en 2015, cuando reorganizó sus finanzas y ajustó el pago de su deuda, de 23 millones de dólares, a un plan de cinco años, que completó por adelantado el año pasado, según TechCrunch.

Lea también: Jonas Brothers alimentan rumores de posible reencuentro

La plataforma de criptodivisas Coindesk, que se hizo eco en 2014 de la apuesta del músico inversor por el bitcóin, señaló que otros también barajaban aceptarlo como medio de pago para sus trabajos, entre ellos Snoop Dogg, Mel B o Childish Gambino.

Fuente: El Nuevo Herald

elsiglo elsiglocomve elsiglotv

Loading...