La 1era misión interestelar podría ser una realidad en 2069

Los planes de los científicos de la NASA están más ambiciosos que nunca. Aunque no se han querido jactar de ello, recientemente revelaron un plan que para enviar una sonda interestelar nada menos que a Alpha Centauri.

Seguramente te estarás preguntando qué es Alpha Centauri. Se trata de un sistema compuesto por las estrellas, Próxima Centauri, Alpha Centauri A y Alpha Centauri B, que paralelamente es el más cercano al Sol, pues se encuentra a 4,37 años luz de distancia. Lo interesante de todo esto, es que parte de Alpha Centauri A cumple con condiciones para ser habitada.

¿Y a quién le interesaría ir tan lejos? Según las palabras del mismísimo Stephen Hawking, la Tierra tiene sus días contados al ritmo de crecimiento que estamos experimentando. Para el astrofísico británico, a nuestro planeta le quedarían unos 600 años antes de transformarse en una bola de fuego. Esto, sumado a eventuales amenazas que podrían empujarnos a tener que buscar otros hogares.

Dada la distancia de Alpha Centauri, transportarse hasta alguno de sus exoplanetas es un verdadero lío. Para atravesar los 41.3 billones de kilómetros de distancia hace falta una capacitad técnica realmente grande. Por esto, los expertos de la NASA ya se están comentando a preparar para una misión de estas características.

La noticia, según la exclusiva de New Scientist, fue anunciada en la conferencia de la American Geophysical Union, desarrollada el 12 de diciembre en Nueva Orleans, Louisiana. Particularmente, los ingenieros del Laboratorio de Propulsión a Chorro (JPL, por sus siglas en inglés), ubicado en California, buscan desarrollar un motor lo suficientemente eficiente para impulsar la sonda décima parte de la velocidad de la luz.

El tiempo para innovar en esta área podría tarde varias décadas, por esto los científicos estiman que la misión no será realidad hasta el año 2069, cuando logren las condiciones para la travesía. Se estima que con una tecnología de este tipo, el viaje podría durar 44 años hasta alcanzar Proxima b, un planeta de tipo océano con una temperatura que permitiría el desarrollo de formas de vida.

Aun así, dada la novedad de los planes, el proyecto no cuenta con nombre, aunque representa el puntapié para el desarrollo de las capacidades técnicas. Otro tema es si contará con el financiamiento adecuado para potenciarse en el tiempo.

Fuente: Fayerwayer

Loading...