Lo que deberías saber del semen…

El conocimiento siempre es bueno, más si va ligado a producirte placer y bienestar. Es por esto que a continuación te dejamos cinco caracteristicas que debes conocer del semen.

1. Es un cóctel vitamínico, dietético y antidepresivo

La industria alimenticia no ha sido todavía capaz de diseñar un batido con las propiedades alimenticias, dietéticas y psicológicas del semen. Auténtica chispa de la vida y no, como presumía, Coca Cola. Para empezar, el líquido encargado de trasportar los espermatozoides esta lleno de nutrientes y la larga lista incluye glucosa, calcio, magnesio, zinc, fósforo, sodio, vitaminas C y B12 o proteínas. Todo con un bajo poder calórico. Los manuales de supervivencia aconsejan que si se está en una situación extrema, sin comida ni nada que llevarse a la boca, se recurra a esta sustancia de fabricación propia y marca blanca para retrasar la desnutrición.

2. La calidad del semen está bajando alarmantemente

La calidad de este fluido ha empeorado considerablemente en los últimos años, ya que no solo contiene menos espermatozoides, sino que éstos son más perezosos y se mueven más lentamente. La razón de esta peor calidad hay que buscarla, según indica Fabregat, en la contaminación y en la alimentación. “La polución aumenta la producción de radicales libres, sustancias que afectan a los espermatozoides.

3. Los hombres también tienen sus ciclos

Así como la mujer tiene su ciclo menstrual, en el que se produce la ovulación, maduración del óvulo y fertilización o, en caso de que no se de este fenómeno, eliminación del mismo por la menstruación; el equivalente masculino a este proceso sería la espermatogénesis. Es decir, la producción de espermatozoides, que dura entorno a los 75 días. Durante ese tiempo estas pequeñas células, destinadas a fecundar al óvulo, se producen en los testículos, crecen, se hacen fuertes y ágiles y, con el tiempo, se oxidan y mueren. Si hay eyaculación son expulsados y, si ésta no se produce, una vez muertos son reabsorbidos por el cuerpo.

4. El reloj biológico también corre para ellos

Existe una diferencia esencial entre los dos sexos que reside en el hecho de que las mujeres, llegadas a una edad, dejan de fabricar óvulos; mientras los hombres siguen produciendo espermatozoides. Sin embargo, los años también pasan factura a la gran mayoría del género masculino, salvo raras excepciones como el padre de Julio Iglesias, que tuvo descendencia cuando ya había cumplido los 80 años.Aunque la planta de producción continúe abierta durante más tiempo para los varones, el acabado del producto ya no es el mismo y su capacidad de fertilidad disminuye considerablemente.

También puedes leer: Conoce los puntos de placer en los genitales masculinos

5. Eyacular no siempre es sinónimo de orgasmo

En el sexo, la respuesta fisiológica y cerebral no siempre están coordinadas. Por eso algunas mujeres, aunque físicamente presenten los síntomas de haber llegado al clímax, no llegan a interpretarlos como un orgasmo. Esto, aunque en menor medida, y como apunta Francisca Molero, “puede suceder también en el hombre por razones psicológicas o por la toma de determinados fármacos psicotrópicos o antidepresivos. El placer es una valoración de un hecho y en estas personas hay una falta de conexión entre la eyaculación y la sensación del orgasmo. Cada vez hay más casos de este tipo y, generalmente, van unidos a una eyaculación retardada.El estrés es otra de las causas que puede eliminar la capacidad eyaculatoria, incluso en hombres jóvenes.

Fuente: Diario El País

Loading...