En Italia y Alemania la experiencia del VAR ha generado polémicas

Loading...

Se le conoce como VAR, según las siglas en inglés, a la asistencia en video al arbitraje, y se ha convertido en algo familiar esta temporada por ejemplo para los aficionados de Italia y Alemania, aunque los debates son diversos sobre este instrumento tecnológico que había sido reclamado por muchos desde hace tiempo.


El miércoles, en el Real Madrid-Al Jazira (2-1) de semifinales del Mundial de Clubes, el sistema ya fue noticia por ser utilizado para dos jugadas clave, anulando un tanto a cada uno de los equipos tras la revisión en video.

Pero las polémicas y dudas vienen casi desde su implantación. Al principio de esta temporada, en Italia, ya incitó a los periodistas a ser ingeniosos para sus titulares.

El caso polémico más espectacular y reciente se dio el lunes en el Lazio-Torino. Hubo una mano de Iago Falqué, del Torino, muy clara. El árbitro dejó jugar. Los hombres del Lazio se enfadaron y al término de la acción Ciro Immobile (Lazio) se encaró con Nicolás Burdisso (Torino) y lo agredió.

El árbitro, en discusión mediante su auricular con el asistente de video, pidió la consulta de las imágenes. ¿Por la mano? No, ya que vino con la tarjeta roja hacia Immobile, lo que encolerizó al Lazio, que en su monumental indignación amenazó incluso con retirarse del campeonato.

En Alemania, la última gran controversia se dio el sábado en el partido Borussia Mönchengladbach-Schalke. El árbitro pitó un penal claro para el “Gladbach”. Después consultó con el asistente en video y descubrió una falta de un atacante de ese equipo, unos segundos antes de la acción, por lo que anuló la pena máxima y pitó falta a favor del Schalke.

Fuente: AFP

Loading...