Billete de Bs 100 sigue siendo el rey a un año de su intento de eliminación

Loading...

El billete de Bs 100 ya ha sobrevivido un año y parece que tendrá larga vida. El 11 de diciembre de 2016, el presidente Nicolás Maduro ordenó su salida de circulación, sin embargo sigue siendo la pieza del cono monetario con mayor presencia en el país.

billetes

Su vigencia se ha renovado ya 11 veces, desde aquel diciembre en que miles de venezolanos hicieron largas colas para depositar en los bancos por orden presidencial un billete que según las autoridades se estaban llevando las “mafias” a distintos países. Al menos cinco personas murieron en las protestas desatadas en el interior del país por la imposibilidad de depositar, especialmente en las zonas donde la presencia de los bancos es escasa.

Datos del Banco Central de Venezuela (BCV) muestran que en lugar de disminuir, la cantidad de billetes de Bs 100 ha aumentado. Entre enero y octubre de 2017, el organismo emisor ha puesto en circulación un total de 110 millones de piezas nuevas, elevando la cantidad de billetes de esta denominación a 6.409,9 millones. Esto representa 43,5% del total de billetes que circulan al cierre de octubre.

“Queda sin efecto el billete de Bs 100 en el territorio nacional y en 72 horas podrán hacer su canje o depositarlos en sus cuentas”, dijo Maduro hace un año. Pero la crisis de efectivo que generó, las protestas contra la medida y la creciente inflación contradijeron sus órdenes y el billete de Bs 100 sigue circulando.

Una semana después, Maduro aseguraba haber “derrotado un golpe monetario, político, social, económico”, tras recoger 4.994 millones de billetes de Bs 100, que días más tarde regresarían a la calle, tras prorrogarse su vigencia.

Al tiempo que se tomaba esta medida el gobierno anunció que importaría billetes para ampliar el cono monetario con nuevas denominaciones desde Bs 500 hasta Bs 20.000, reciclando el diseño de la familia anterior, nacida en 2008 con la reconversión monetaria.

Hasta octubre habían ingresado a circular 1.455,5 millones de piezas de los nuevos billetes, que comenzaron a verse a cuenta gotas a partir de enero. Esta cantidad ha resultado insuficiente para la crisis de efectivo que se agudiza en la medida que la liquidez crece a ritmo de récords históricos.

El economista César Aristimuño señala que la crisis de efectivo continua, siendo evidente en el casi imposible retiro por los telecajeros y la poca disponibilidad con la que cuentan los cajeros en las taquillas de los bancos. Diciembre será de nuevo un mes en la que los venezolanos no tendrán suficiente efectivo en sus bolsillos para recibir el año. “De no emitirse más billetes y lograr bajar los índices de inflación, las escasez de efectivo seguirá persistiendo en el 2018”, puntualiza Aristimuño.

En la calle los ciudadanos tienen que hacer largas colas para retirar efectivo en aquellos cajeros automáticos que solo dispensan hasta Bs 10.000 o acudir a las agencias de los bancos ligando que las remesas entregadas por el Banco Central incluyan billetes de Bs 100.000, que entró en circulación en noviembre, pero que la falta de cambio complica su uso.

En noviembre, la firma Aristimuño Herrera & Asociados, estimaba que para frenar la crisis de efectivo se necesitaba poner en circulación 9,7 millones de piezas del billete de Bs 100.000.

Fuente: Banca y Negocios

Loading...