A tiros “asaltaquintas” mataron a sargento de la Aviación Militar

CANAIMA

Entre dos y cinco delincuentes que están siendo investigados por funcionarios de la División de Homicidios del estado Aragua, asesinaron vilmente a un funcionario de la Aviación Militar, en hecho registrado aproximadamente a las 5:30 de la mañana de este miércoles en la calle Pinto Salinas del sector Doña Paula del barrio Río Blanco del municipio Atanasio Girardot, zona limítrofe con Francisco Linares Alcántara.

La víctima de ese hecho de sangre respondía al nombre de Kidson Antonio Carrillo Barriga, de 52 años de edad, padre de tres hijos, y con 34 años de servicios ininterrumpidos en la institución castrense.

Se informó que el ciudadano ostentaba el rango de Sargento Supervisor, y actualmente estaba adscrito al Departamento de Cartografía en Fuerte Tiuna en la ciudad de Caracas.

Todos los días, se indicó a los periodistas, Carrillo Barriga salía a esa hora de la mañana a la ciudad de Caracas y ayer se disponía hacer lo mismo, cuando lo abordaron dos hombres.

Los delincuentes pretendieron ingresar a la fuerza a la parte interna de la vivienda con la intención de consumar un robo, es decir, llevarse la camioneta, objetos de valor y demás pertenencias, mientras que el resto de los compinches los aguardaba a una cuadra del lugar.

Sin embargo, el aviador se resistió a la acción delictiva, y uno de los antisociales desenfundó un arma de fuego, accionándola en una oportunidad contra la humanidad del militar.

El proyectil impactó directamente en la cabeza y como pudo, la víctima caminó varios metros, seguidamente se desplomó dentro de la casa, quedando su cuerpo tendido en un charco de sangre.

Una vez que ejecutaron el acto, los homicidas emprendieron la huida a toda velocidad, dejando una estela de dolor, llanto y desesperación entre los hijos, esposa y demás seres queridos de Carrillo.

Escenas de dolor en el rostro de la esposa de la víctima

De acuerdo a lo observado por los periodistas, el hombre fue una persona muy apreciada y servicial en la barriada, ya que muchos vecinos se trasladaron a la citada vivienda solidarizándose ante los dolientes y expresando su molestia, rabia e impotencia debido a los niveles de inseguridad que se vive a diario en cualquier zona del estado Aragua.

La comunidad se mostró consternada y a través de los periodistas, exigió a los funcionarios de Homicidios a identificar y dar con el paradero de los matones. “La muerte del vecino no puede quedar impune”, comentaban los moradores.

Hermanas del aviador condenaron semejante acto de criminalidad

Vale indicar asimismo que la División de Homicidios se trasladó al sitio del suceso iniciando las averiguaciones de rigor, tomando declaraciones de los habitantes y familiares, así como colectando evidencias de interés criminalístico.

Se tuvo conocimiento que un equipo de especialistas elabora los retratos hablados de los sospechosos, con la intención de tramitar las respectivas órdenes de captura. Los sabuesos manejan algunos apodos, pero se abstuvieron de facilitarlos a los reporteros para no perjudicar las averiguaciones correspondientes del caso. Los homicidas podrían habitar en Río Blanco.

 

 

LUIS ANTONIO QUINTERO | elsiglo
fotos | FAUSTINO PÉREZ