Google comenzó las pruebas de drones repartidores de comida

Wall Street

La tecnología siempre está al servicio del hombre y creemos que este es el mejor ejemplo de ello, ya que comenzaron pruebas de reparto de comida rápida, en este caso específico burritos, usando como transporte a los drones del Project Wing. Sí, el mismo de Google.

project-wing-google

Para hacer algo de memoria, Google X, parte de Alphabet (compañía madre de Google), reveló a mediados del 2014 el Project Wing, su sistema de drones para hacer repartos aéreos en zonas de difícil acceso, el cual se lleva trabajando hace 6 años. El fin de semana pasado se realizaron nuevas pruebas de reparto real a humanos. ¿Cual era el cargamento? Comida rápida mexicana.

Así fue confirmado a Gizmodo tanto por la directora de comunicaciones de X, Jacquelyn Miller y la gente de la cadena Chipotle, que efectivamente están trabajando en conjunto en este servicio. La prueba se realizó el pasado 12 de septiembre en Blacksburg, Virginia, y el Roanoke Times consiguió las primeras imágenes del drone repartidor.

Según lo visto, los drones son muy similares a los utilizados en pruebas anteriores en Australia, aunque lamentablemente nadie se ha acercado lo suficiente a estos (recordemos que son pruebas privadas de una organización pseudo-secreta) como para poder determinar cuantos burritos puede cargar (la pregunta realmente importante).

El proceso fue descrito de este modo: “Una mujer se acercaba hacia el paquete del drone el cual era removido y llevado a asistentes que se encontraban tras una malla de seguridad, el proceso se repitió unas 10 veces en minutos, e incluso se divisó a dos drones repartiendo a la vez en el mismo sector.”

Supuestamente la compañía X tiene la autorización de la Administración Federal de Aviación (FAA) de Estados Unidos para realizar estas pruebas, así que por ahora solo queda esperar cómo evolucionan y si es que en un futuro no muy lejano un drone podrá dejarnos un burrito en la ventana de nuestras oficinas.

Fuente: FayerWayer