17 sorprendentes beneficios de caminar a diario

Wall Street

Si estás pensando en salir a dar una vueltecilla, que no te quepa duda de que un buen paseo diario va a mejorar tu calidad de vida. No existe mejor hábito que calzarte unas zapatillas y recorrerte unos kilómetros.

beneficios-de-caminar-1

A continuación te mostraré los 17 sorprendentes beneficios de caminar a diario., siendo además muy recomendado para mujeres embarazadas o gente con necesidad de adelgazar.

Antes de caminar

Antes de ponerte a caminar, lo primero y más importante es escoger un buen equipamiento para realizar dicha actividad física.

Como intuirás, lo más crucial es el calzado. Un gran porcentaje de lesiones se producen debido a la elección de zapatillas inadecuadas. Es por ello por lo que no debes decantarte por botas, chanclas o derivados. Elige unas zapatillas estables y ligeras que puedan amortiguar tus pasos. Preocúpate de que estas no te queden ni muy ajustadas, ni muy holgadas y que tengan la capacidad de amoldarse a tu pie con el paso del tiempo.

Ahora bien, teniendo ya el calzado adecuado, la ropa supone el segundo aspecto más importante. Aquí debes tener en cuenta que el algodón se trata del enemigo número uno del deportista, ya que no mantiene la temperatura corporal, acumula la humedad y no protege del viento.

Es por ello por lo que debes decantarte por ropa de microfibra, diseñadas para transpirar el sudor y mantener nuestro cuerpo caliente y seco durante largos periodos de tiempo.

Elige una camiseta técnica de microfibra junto a unos pantalones de la misma índole (o en su defecto mallas). No olvides que los calcetines siempre deben estar realizados con material técnico, dando de esta forma de lado al ya mencionado algodón.
16 efectos positivos de caminar a diario

Una vez que dispongamos del equipamiento adecuado, ya podemos comenzar a realizar nuestra actividad física, no sin antes haber realizado el calentamiento y los estiramientos pertinentes.

caminar.1

1- Mejora la salud cardiovascular y la presión arterial

Si lo que buscas es mejorar tu salud cardiovascular, no dudes en calzarte las zapatillas y crearte una rutina diaria de paseo.

Las mujeres que caminan varias horas al día poseen un 25% menos de posibilidades de contraer alguna complicación cardíaca que las que no.

Así lo demuestra un estudio publicado por el doctor Chi Pang Wen, al igual que otro del Journal of the American College of Cardiology, que afirma que reduce el riesgo de mortalidad a causa de enfermedades del corazón.

Por otro lado, la Universidad de Colorado y la Universidad de Tennessee observaron que las mujeres post menopaúsicas que habían caminado dos kilómetros al día durante 24 semanas disminuían su presión arterial en casi 11 puntos.

Pero si estas razones fueran pocas, la revista médica The Lancet afirma que 2.000 pasos a una velocidad moderada reduce hasta en un 8% la posibilidad de infarto.

2- Previene la diabetes tipo 2

Por todos es sabido que realizar una actividad física mejora nuestras condiciones físicas. Caminando 150 minutos semanales podrás reducir el riesgo de padecer diabetes tipo 2 hasta un 58%.

Asimismo, el doctor Juan Madrid, especialista en Endocrinología y Nutrición en el Hospital Universitario Virgen de la Arrixaca afirma que “caminar 45 minutos diarios es lo mínimo para ayudar a controlar la diabetes”.

3- Mejora la resistencia cardiorespiratoria

Cuando te encuentres en plena actividad física, tu ritmo respiratorio aumenta, haciendo que el torrente sanguíneo fluya de una manera mucho más natural. Como consecuencia, se favorece el aumento de energía y la capacidad de recuperarnos.

4- Ayuda a luchar contra el cáncer de mama

Según un estudio publicado por la Revista de Oncología Clínica, las mujeres diagnosticadas con cáncer de mama que caminan de forma regular durante largos periodos de tiempo presentan un 45% más de posibilidades de sobrevivir a la enfermedad que las que no.

caminar-3

5- Mejora la forma en la que envejecemos

Caminar ayuda a disminuir la velocidad con la que envejecemos. Sanjay Sharma, profesor de Cardiología para las miocardiopatías hereditarias y la Unidad de Cardiología del Deporte en los Hospitales de la Universidad de St. George afirmó lo siguiente:

“Quizás jamás podamos evitar volvernos completamente viejos, pero podemos retardar el tiempo en el que envejecemos. Podríamos vernos más jóvenes a los 70 y llegar hasta los 90. El ejercicio físico podría darle entre 3 y 4 años más de vida”.

Además, la Universidad Médica de Michigan afirma que las personas que andan de forma regular hasta los cincuenta y sesenta son un 35 por ciento menos propensas a morir en los próximos ocho años de vida.

6- Ayuda a perder peso

Según un estudio del London School of Economics aseguró que caminar media hora durante cinco días a la semana adelgaza mucho más que correr, salir en bici o incluso ir al gimnasio. Caminar durante treinta minutos a un ritmo enérgico suele equivaler a la quema de 200 calorías.

7- Previene problemas en los huesos

Con una buena caminata podrás evitar muchos problemas óseos, como por ejemplo la pérdida de masa. Así lo afirma Michael A. Schwartz, profesor de medicina en Plancher Orthopedics and Sports Medicine de Nueva York.

Al caminar se produce producción de vitamina D, responsable de mejorar la fortaleza y calidad de nuestros huesos.

El Brigham and Women’s Hospital de Boston estudió mujeres menopaúsicas que caminaban durante 30 minutos al día. El resultado fue una reducción del riesgo de fracturas de cadera en un 40%.

Asimismo, el Instituto Nacional de Salud de Estados Unidos afirma que 6.000 pasos al día ayudan a protegerte de la osteoporosis de rodilla.

caminar

8- Ayuda a dormir mejor por las noches

Un estudio realizado por el Fred Hutchinson Cancer Research Center de Seattle concluyó que las mujeres, con edades comprendidas entre los 50 y 75 años, que realizaban paseos mañaneros de una hora dormían mejor que las que no realizaban esta rutina.

9- Previene el accidente cerebrovascular

Nada más y nada menos que investigadores de la prestigiosa Universidad de Harvard School of Public Health de Boston afirmaron que las mujeres que caminaban 30 minutos al día redujeron el riesgo de padecer algún tipo de accidente cerebrovascular en un 20–40%.

10- Reduce el riesgo de padecer Alzheimer y el deterioro mental

Otro estudio llevado a cabo por la Universidad de California en San Francisco entre más de 6.000 mujeres mayores de 65 años, demostró que las que recorren 3 kilómetros al día presentan un déficit del 17% de la memoria en comparación con el 25% que caminan tan solo 1 kilómetro a la semana.

Ahora bien, cuando hablamos del Alzheimer, andar también supone un gran beneficio. Según un estudio de la Universidad de Virginia Health System en Charlottesville, los hombres con edades comprendidasnentre los 71 y 93 años que habían caminado un kilómetro al día tenían la mitad posibilidades de contraer Alzheimer comparados con los que caminaban menos.

11- Combate las enfermedades genéticas

¿Cuántos de nosotros tenemos ciertas carencias físicas por culpa de nuestro ADN?

A través de un estudio proporcionado por Harvard en el que se han analizado 32 genes relacionados con la obesidad de 12.000 personas, hemos podido conocer que si se camina durante una hora al día, se contrarrestan hasta llegar a su mitad.

El doctor Sitges explica que “los efectos del deporte son multifactoriales. Hay genes que favorecen algunas enfermedades, pero con determinados hábitos podemos rebajar la probabilidad de padecerlas”.

12- Tonifica y marca los músculos

¿Quieres tener unos músculos tonificados y bien marcados? Por si no lo sabes, la realización de rutinarias caminatas conlleva a este beneficio. Las zonas que más fortalecerás serán las pantorrillas, cuádriceps y tendones de la corva.

Esto se debe a que, cuando andas durante largos periodos, tu presión y el peso de las articulaciones varía. Esto deriva en un continuo trabajo de fortalecimiento muscular.

Si quieres potenciar aún más estos efectos, te aconsejo que realices senderismo. Es la forma más rápida y eficaz de tonificar tus músculos caminando.

caminar.2

13- Mejora el estado de ánimo y previene la depresión o ansiedad

Si eres de los que deciden salir a pasear para liberar la mente haces bien.

La Universidad Estatal de California demostró que las personas que salen durante el día a caminar mejoran notablemente su estado de ánimo. Tu cerebro se oxigenará con mucha más rapidez y tendrá pensamientos más fluidos.

La razón se debe a la liberación de analgésico naturales junto a endorfinas, las cuales son denominadas comúnmente como las hormonas de la felicidad.

De esta forma, podrás prevenir diferentes trastornos depresivos, como señala este estudio realizado por varios doctores de la Universidad británica de Colombia.

14- Potencia el deseo sexual

Los beneficios de caminar son muchos. Tantos, que pueden incluso afectar gratamente al desarrollo de tu vida sexual.

En un estudio realizado en mujeres de edades comprendidas entre 45 y 55 años, se ha comprobado que estas habían notado un mayor apetito sexual, además de un aumento de la satisfacción en la cama.

15- Ayuda a controlar los niveles de azúcar

La ingesta de alimentos que contienen altos niveles de azúcar puede convertirse en una verdadera adicción para muchas personas. Realizando las caminatas oportunas, conseguirás evitarlo. A partir de ahora no tienes excusa para evitar esos dulces que tanto te tientan.

Así lo demuestra un estudio realizado por la Universidad de Exeter, que concluyó que caminando durante 15 minutos al día te ayuda a frenar la ingesta de alimentos que contengan elevados niveles de azúcar.

El doctor Ignacio Sitger Serra, especialista en medicina deportiva en Imesport afirma que “ir a pasear produce un efecto ansiolítico, al igual que mascar chicle mitiga las ganas de fumar. Ambas son alternativas más saludables”.

En este artículo puedes conocer una lisa de alimentos para bajar el azúcar.

16- Disminuye las probabilidades de padecer resfriados o gripes

Si realizas largas caminatas, tus probabilidades de contraer un resfriado o gripe disminuirán.

Así lo ha demostrado un estudio realizado por la Universidad de Harvard. Analizaron a más de 1000 hombres y mujeres que andaban 20 minutos al día durante 5 días a la semana. Los resultados obtenidos derivaban en un 43% menos de posibilidades de padecer algún tipo de resfriado o gripe.

La razón se debe a que el ejercicio estimula la formación de glóbulos tanto rojos como blancos, que como señala el Doctor Ángel Bigas, Miembro de la Clínica del Corredor y Ciclista “son los principales defensores de las infecciones de nuestro organismo”.

17- Mejora la sociabilidad

No hay mejor fórmula para socializar que salir a dar un paseo acompañado de alguien. Y si sales solo no te preocupes, ya que no es complicado conocer a personas que compartan la misma pasión que tú.

Se trata de una forma segura y fiable de relacionarte tanto con las personas que te acompañan como con el entorno.

Otros tipo de datos…

– Durante los últimos meses está tomando importancia un nuevo término: el Power Walking.

Se utiliza para designar al método de entrenamiento que se basa en caminar diariamente entre 45-60 minutos a una velocidad moderada-rápida que funcione a modo de entrenamiento.

– Si eres de los que piensan que correr es mucho más efectivo que caminar estás muy equivocado. De hecho, los beneficios son bastante similares, por lo que si no te sientes con ánimos suficientes para salir a correr, podrás decantarte por un paseo.

– La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha afirmado que la inactividad es la cuarta causa de muerte en adultos a nivel mundial. Así que ya sabes, ¡Ponte a caminar!

– Hay personas que mueven exageradamente los brazos al caminar. Esta práctica se está volviendo cada vez más común.

¿La razón de esto? Steve Collins, un ingeniero biomecánico de la Universidad de Michigan se propuso estudiar esta forma de locución donde diez personas movieran sus brazos al caminar de diferentes maneras.

El resultado obtenido concluyó en que agitar los brazos ayuda a caminar, aumentando nuestra sincronía motora. Asimismo, estos resultados se están extrapolando a enfermedades como el Parkinson o la parálisis cerebral, ya que estas son las principales causas de la desincronización de brazos y piernas.

 

Fuente: Lifeder.Com