Empresas mineras luchan por sobrevivir en medio de grave crisis

Las empresas mineras batallan por mantenerse a flote después de un año de fuerte caída de los precios de las materias primas y de exceso de la oferta, que podrían provocar nuevos cierres en 2016.

Empresas-mineras

La avidez tradicional de China por las commodities se ha desvanecido y el consumo interno se está convirtiendo en el motor del crecimiento de la segunda economía mundial, en detrimento de las inversiones masivas.

En paralelo, las grandes firmas mineras siguen aumentando su producción -y acentuando el derrumbe de los precios- y son acusadas de querer con esa política sacar definitivamente del juego a competidores de menor envergadura.

El precio del mineral de hierro -usado para fabricar acero- se hundió por debajo de los 40 dólares la tonelada a principios de diciembre, su nivel más bajo desde mayo de 2009; el precio del carbón térmico cayeron un 80% respecto a su máximo de 2008 y la cotización del barril de petróleo se halla en su mínimo en ocho años.

Esas depreciaciones han tenido un grave impacto en la actividad minera en todo el mundo, empujando al precipicio a los actores más pequeños y erosionando los presupuestos gubernamentales de las economías más dependientes de los recursos naturales, como la de Australia.

Más cierres y reducción de costes

Con una demanda que debería seguir a tendencia de la economía china a la desaceleración, habrá ajustes por el lado de la oferta, según analistas, para quienes las mineras tardaron demasiado en frenar su producción.

La adaptación debería por eso acelerarse el próximo año, con nuevos cierres, de manera a restablecer un equilibrio entre oferta y demanda.

“Hay algo de luz al final del túnel, pero si eres un productor de alto coste, si tienes mucha deuda, entonces las cosas seguirán siendo muy difíciles”, estima Driscoll.

Fuente: Globovisiòn