Desastre natural en un macrohub tecnológico

Silicon Valley, Tokyo y en menor medida Shenzhen, están erigidos en situaciones geográficas propensas a los terremotos y maremotos. Un evento de magnitud suficiente y situación concreta podría, no solo crear crisis humanitarias en la zona, también la destrucción parcial o total de las oficinas y fábricas de grandes empresas tecnológicas.

Sony

Las fábricas de Sony, Sharp, Samsung, Foxconn, etc. Los campus de Apple, Google, Facebook, entre otros. podrían verse afectados en cuestión de horas.

Gran cantidad del software (o el hardware) mundial podría llegar a un parón en su producción de un día para otro. No solo la producción, docenas de datacenters podrían quedar afectados o inutilizados de forma inmediata. Gran parte del tráfico de Internet quedaría afectado durante semanas.

Las repercusiones en los mercados financieros serían inmediatas, haciendo saltar todas las protecciones gubernamentales y privadas, y podría desencadenar en una crisis mundial de varios niveles.

Fuente: tecnología.com